Nace en Antioquía el 4 de febrero de 1923 en la Provincia de Amagá – Antioquía (Colombia). Su periodo presidencial constó de cuatro años (1982-1986). Conoce todo lo relacionado a Belisario Betancur a través de este artículo.  ¡No te pierdas la lectura!, porque sin duda estará interesante.

BELISARIO BETANCUR

Biografía de Belisario Betancur

Hijo de Rosendo Betancur y Ana Otilia Cuartas. Su lugar de residencia fue Antioquia, en el Morro de Paila. Sus primeros años estudiantiles se debieron a una beca que recibió por parte del Seminario de Misiones Yarumal. Años más tarde sacó su bachillerato en el colegio UPB, uno de los más famosos de Medellín. Sus estudios adultos los realizó en la Universidad Pontificia Bolivariana para obtener el título de Derecho y economía, gracias a un excelente trabajo que se titula “El orden público económico”.

Una vez que partió de su tierra natal para probar suerte en tierras extranjeras, sin olvidar que aún debía hacer más para enriquecer sus estudios, obtuvo el Doctorado Honoris Causa en humanidades en la Universidad de Colorado y Georgetown, en Washington. En 1945 dispuso que era momento de darse una oportunidad en el amor, hasta contraer nupcias con Rosa Helena hasta procrear tres hijos: Diego, Beatriz y María Clara, cada uno de ellos con grandes profesionales, siendo la última abogada como su padre.

Así como su matrimonio trajo buena suerte para su vida privada, también se adentró al complejo mundo de la política al tener participación concisa en la Asamblea de Antioquía como diputado. Belisario Betancur demoró cinco años para dar otro salto importante en su carrera, para inscribir su nombre en la Cámara de Representantes. A partir de 1953 hasta 1957 fue tomado en cuenta para conformar la Asamblea Nacional Constituyente convocada por el dictador Gustavo Rojas Pinilla.

A diferencia de sus colegas, Belisario Betancur no estuvo de acuerdo con la re-elección de Pinilla como Presidente Constitucional de Colombia, pues su balanza se inclinó a favor de Laureano Gómez, también aspirante a tomar las riendas del país.

En la época de Frente Nacional, Belisario Betancur cumplió funciones como Ministro de Trabajo y Seguridad Social desde 1963. Asimismo, fungió como Senador y Embajador de España, hasta que en 1970 apoya de lleno la candidatura de Michael Pastrana para la presidencia.

BELISARIO BETANCUR

Por primera vez, Belisario Betancur tuvo la iniciativa de postularse a la presidencia desde su partido político oficial en 1978. Su principal competencia fue Julio César Turbay, en una reñida contienda que se definió por un margen muy pequeño. Aunque no ganó ese periodo, la gente se mostró satisfecha con la gestión mientras estuvo postulado como candidato. Este personaje no desistió de tomar la batuta de su país y años después lo volvió a intentar, con más éxito y el doble de apoyo recibido.

En 1982 obtuvo el respaldo de ANAPO, mientras que su partido político ya estaba completamente consolidado. En aquella oportunidad se dio tarea de derrotar con un vasto margen al ex-presidente Alfonso López Michelsen con más de tres millones de votos a su favor. La historia de Colombia posicionó estas elecciones como una de las más concurridas, señalando a Belisario Betancur como el tercer Presidente de la República con el mayor respaldo de su público hasta la fecha.

Toma del Palacio de Justicia

El movimiento M-19 en noviembre de 1985 organizó la toma del Palacio de Justicia, con motivo de enlodar el nombre de Belisario Betancur, en virtud de haber roto un acuerdo unilateral con ellos para cesar en las armas y fomentar la pacificación del país. Para ir un poco más allá, fue acusado de traidor a la patria, por romper el trato que había establecido en los Acuerdos de Corintios de 1984 con la guerrilla.

Betancur con gran temple no dio su brazo a torcer y desmintió cada una de las palabras que dijeron los voceros del M-19. Ordenó a su ejército a que desalojara a este movimiento del Palacio de Justicia. Lamentablemente esta insurrección trajo como consecuencia la muerte de 98 ciudadanos y 11 desaparecidos, de los cuales 5 recuperaron sus cadáveres en días posteriores.

Erupción del Nevado del Ruiz

Nevado del Ruiz estalló en erupción el 13 de noviembre de 1985, causando grandes pérdidas humanas y materiales, hasta destruir en casi su totalidad a la comunidad de Armero, en Tolima. Este funesto acontecimiento trajo como consecuencia una gran revuelta en esta población, por no recibir indicaciones de la presidencia o cualquier autoridad civil para evacuar las viviendas con anticipación.

BELISARIO BETANCUR

La cifra de muertes por la erupción osciló a las 31.000 personas y ello despertó la suspicacia de los adversarios en la gesta de Betancur. Incluso, el presidente fue considerado como el mayor culpable de este deceso masivo, al igual que Iván Duque Escobar, el Ministro de Minas en ese periodo.

Renuncia al Mundial de Fútbol de 1986

Desde 1974, la FIFA tenía previsto llevar a cabo el Mundial de Fútbol en Colombia para 1986. Como Belisario Betancur se caracterizó por brindar discursos menores a 100 palabras, lo mismo hizo para declinar la disposición de la FIFA para llevar esta ceremonia al país, sustentando el poco patrocinio e inversión para atender las necesidades de todos los equipos o recibir a una enorme cantidad de público extranjero que pretendía viajar a Colombia para ver en el terreno a sus equipos favoritos.

Para Belisario Betancur tuvo más prioridad el desarrollo del país que la celebración del Mundial. Este es el comunicado que emitió el Presidente, dando su argumento por el cual Colombia hasta ahora ha sido el único país en la historia que renuncia a este magno evento deportivo:

“Como preservamos el bien público, como sabemos que el desperdicio es imperdonable, anuncio a mis compatriotas que el Mundial de Fútbol de 1986 no se hará en Colombia, previa consulta democrática sobre cuáles son nuestras necesidades reales: no se cumplió la regla de oro, consistente en que el Mundial debería servir a Colombia y no Colombia a la multinacional del Mundial.

Aquí tenemos otras cosas que hacer, y no hay siquiera tiempo para atender las extravagancias de la FIFA y sus socios. García Márquez nos compensa totalmente lo que perdamos de vitrina con el Mundial de Fútbol”

BELISARIO BETANCUR

La FIFA tuvo que replantearse la necesidad de hallar una sede antes de iniciar el cronograma de partidos, siendo México el foco para llevar a cabo este evento que aglomera a una multitud de espectadores en los estadios. Michael Pastrana en su candidatura para presidir en 1974, si dio luz verde para que este proyecto se llevara a cabo en Colombia.

El proceso de paz

La premisa que llevó a Belisario Betancur hasta la silla presidencial es el proceso de paz, hasta reforzar las leyes para conducir a diálogos con la guerrilla y demás movimientos ilícitos, con el fin de reducir al mínimo las acciones vandálicas y no causar más daño social a un país, ya estigmatizado por su proceder delictivo. Posteriormente, impulsó la amnistía frente al Congreso, quedando cristalizada como una ley en 1982, en pleno inicio de su gesta presidencial.

Aparentemente los grupos guerrilleros se mostraron receptivos ante la oferta de diálogo, como el M-19, Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia y el Ejército Popular de Liberación. Todo parecía encaminar a que estos acuerdos tendrían éxito por muchos años más con los Acuerdos de Uribe, que fueron evaluados por la Comisión de Paz y Verificación. Finalmente, este acuerdo acuñó la firma de cada grupo en Casa Verde, un campamento ubicado en Meta.

El primer movimiento que tomó muy en serio este tratado fue la FARC, ordenando el cese de fuego, al mismo tiempo que Belisario introdujo el mandato que sus autoridades civiles hicieran exactamente lo mismo desde marzo de 1984. Lo que no estipula este tratado es el intercambio de armamento que la FARC sostuvo con ELN y otros asociados, pues la Comisión de Paz y Verificación no establece esta cláusula que a la postre sería importante para dejar los lineamientos en claro.

Aunque faltaron normativas por establecer por parte de la Comisión, si mencionó un periodo no mayor a un año para que las guerrillas como la FARC se organizaran política, económica y socialmente, para integrarse a las funciones lícitas del país.

BELISARIO BETANCUR

El IVA para consumidores y minoristas

Si bien es cierto que el IVA ya existía en la República Colombiana desde 1963, también es verdad que no abarcaba el término para los consumidores y minoristas, sino a las empresas encargadas de la manufactura e importación. Belisario Betancur aumentó levemente el porcentaje hasta un 10% de los consumidores y minoristas, al mismo tiempo que elevó a un 25% para las empresas anteriormente mencionadas.

Ministros

En este apartado podrá conocer a todo el personal de confianza que laboró junto a Belisario Betancur en su periodo presidencial. Algunos de ellos no terminaron de acompañar a este personaje en su mandato, por motivo de muerte o renuncia:

  • Ministro de Gobierno: Rodrigo Escobar Navia (1982-1983) | Alfonso Gómez Gómez (1983-1984) | Jaime Castro Castro (1984-1986)
  • Ministra de Comunicaciones: Bernardo Ramírez Rodríguez (1982) | Noemí Sanín Posada (1982-1986)
  • Ministro de Hacienda y Crédito Público: Edgar Gutiérrez Castro (1982-1983) Roberto Junguito Bonnet (1983-1984) Hugo Palacios Mejía (1985-1986)
  • Ministro de Desarrollo Económico: Roberto Gerlein Echeverría (1982-1983) (E) Hernán Beltz Peralta (1983) | Rodrigo Marín Bernal (1983-1984)| Gustavo Castro Guerrero (1984-1986)
  • Ministro de Minas y Energía: Carlos Martínez Simahan (1982-1984) | Álvaro Leyva Duran (1984-1985) | Iván Duque Escobar (1985-1986)
  • Ministro de Defensa Nacional: Fernando Landazábal Reyes (1982-1984) Gral Gustavo Matamoros D`Costa (1984-1985) Gral Miguel Vega Uribe (1985-1986)
  • Ministro de Justicia: Bernardo Gaitán Mahecha (1982-1983) Rodrigo Lara Bonilla (1983-30 de abril de 1984, muerte) Enrique Parejo González (1984-1986)
  • Ministro de Educación: Jaime Arias Ramírez (1982) Doris Eder de Zambrano (1984-1985) Liliam Suárez Melo (1985-1986)
  • Ministro de Agricultura: Roberto Junguito Bonnet (1982-1983) | Roberto Mejía Caicedo (1983-1985) | Gustavo Castro Guerrero (1985-1986)
  • Ministro de Relaciones Exteriores: Rodrigo Lloreda Caicedo (1982-1984) Augusto Ramírez Ocampo (29 de junio 1984-1986)
  • Ministro de Trabajo y Seguridad Social: Jaime Pinzón López (1982-1983) | Guillermo Alberto González (1983-1984) | (E) Germán Bula Escobar (1984) | Jorge Carrillo Rojas (1984-1986)
  • Ministro de Salud: Jorge García Gómez (1982-1984) | Jaime Arias Ramírez (1984-1985) | Rafael de Zubiria Gómez (1985) | Efraín Otero Ruiz (1985-1986)
  • Ministro de Obras Pública y Transporte: José Fernando Isaza Delgado (1982-1983) | Hernán Beltz Peralta (1983-1985) | Rodolfo Segovia Salas (1985-1986)

Otros cargos importantes

A partir de 1986, la vida de Belisario Betancur dio un vuelco inesperado, a raíz de haber concluido su periodo presidencial. Posterior a ello, prefirió retirarse del mundo político en su totalidad y enfocar todos sus esfuerzos en actividades vinculados con el periodismo y la docencia. Su buen trabajo lo condujo a galardonarse como el dueño de «El Siglo».

Más adelante se asocio con Luis Carlos Ibáñez y Fabio Lozano Simonelli para conformar una cadena de editoriales conocida como Tercer Mundo. Escribió una serie de libros sobre política, economía y sociología, sus ramas predilectas desde su estudio en la universidad. En el siguiente listado aparecerán sus obras más destacadas o las más recordadas por los simpatizantes de este personaje histórico, que dejó su nombre en alto por su acuerdo de paz con la FARC:

  • Colombia cara a cara (1961).
  • El cruce de todos los caminos (1963).
  • El viajero sobre la tierra (1963).
  • El rostro anhelante (1966).
  • Imagen del cambio social en Colombia (1966).
  • A pesar de la pobreza (1967).
  • De la miseria a la esperanza, La ayuda externa (1970).
  • Desde el alma del abedul, Despierta Colombia (1970).
  • Populismo (1970).
  • Desde otro punto de vista (1975).
  • La otra Colombia (1975).
  • Dinero, precios, salarios (1975).
  • Cristo del desarrollo, El muro antes cegado, Cambio, planes y propuestas del Movimiento Nacional, Cambio, cambio, Sí se puede (1982).
  • El compromiso de la paz: informe al Congreso de Colombia 1982-1986 (1986).
  • El homo sapiens se extravió en América Latina (1990).
  • El lenguaje como expresión de la historia de Antioquía (1991).

En virtud que las Ciencias Sociales representaron su verdadero punto de interés, luego de abandonar la política, fue nombrado como Miembro Pontificio de una Academia relacionada a este ramo. Asimismo, perteneció al Club de Madrid.

El Secretario General de las Naciones Unidas también tomó en cuenta a Betancur para formar parte de la Comisión de la Verdad, que empezó su rumbo en países centroamericanos como El Salvador. Belisario apenas estuvo a cargo de esta presidencia por 6 meses, hasta entregar una memoria y cuenta de su breve gestión en el comisionado.

Casi 20 años más tarde de abandonar la Comisión de la Verdad, a través de mucho esfuerzo se ganó la nacionalidad española, sin sacrificar la colombiana, pues allí están sus raíces y la mayoría de sus éxitos como Presidente de la República.

Premios

No es de extrañar que la gestión y personalidad de Belisario Betancur posea en la vitrina de su hogar una serie de galardones por su trayectoria. Estos son algunos de esos premios otorgados.

  • Premio Príncipe de Asturias en 1983, gracias a su espíritu amplio de defender los intereses y la cultura de su nación. Digno ejemplo a seguir para otros políticos que pretenden imitar sus acciones. Betancur dedicó todo su esfuerzo en enaltecer a Colombia mientras estuvo sentado en la silla central de la presidencia. Su vida pública y privada fue decente y por ello, la obra intelectual de Belisario es catapultada por todo lo alto en esta época.
  • Premio Menéndez Pelayo en 2007, entregado por unanimidad por todo el Comité Organizador. La educación y paz son dos de los pilares por los cuales el ex-presidente preservó en su país hasta el último minuto de vida, así haya abandonado por completo el mundo de la política.
  • Miembro vitalicio de Academia Europea de Ciencias y Artes, Academia Colombiana de Lengua y Academia Colombiana de Historia, todo con motivo de haberse interesado por las ramas de humanidades. Defensor de la literatura y por la cual escribió una serie de libros descritos en el apartado anterior como muestra de un respeto por las letras, como una necesidad de plasmar todos sus conocimientos políticos y sociológicos.
  • Doctorado Honoris Causa en la Universidad de Georgetown, Colorado. Esta fue su casa de estudios luego de abandonar su tierra natal para perfeccionar su intelecto, posteriormente se interesó en ocupar puestos políticos, con un inicio próspero como diputado en la Asamblea Nacional Constituyente.

Muerte

El 7 de diciembre de 2018 dejó de existir en vida el ex-presidente Belisario Betancur. A sus 95 años, Betancur presentaba anomalías en su salud, que lo condujeron a perecer en la Clínica Santa Fe de Bogotá. Las principales autoridades de este recinto confirmaron su muerte del mandatario que llevó las riendas de Colombia entre 1982 y 1986.

Belisario Betancur es el primer Presidente de la República en intentar una mediación con los grupos guerrilleros como la FARC y ELN, siendo recordados por los mismos grupos como un hombre diplomático que realmente se preocupó por preservar la tranquilidad de su ciudadanía, pero lidió con otros conflictos internos y hasta externos, como lo sucedido con Armero a raíz de la erupción.

Quienes aún recuerdan a Belisario Betancur también asocian su presidencia a uno de los eventos naturales más devastadores que haya ocurrido en Colombia, como la erupción que causó centenares de muertes y pérdidas cuantiosas en cuanto a viviendas y negocios en el Departamento de Armero en Tolima. El ex-presidente hizo todo lo que dio alcance para salvaguardar a los afectados por esta tragedia con dispensa y víveres, para sentir que no todo estaba perdido para ellos.

El historiador colombiano, Víctor Álvarez, declara que Betancur fue un hombre sin reservas, que no omitió algún mandato y sostuvo reuniones presenciales con los guerrilleros para firmar el Acuerdo de Uribe, una especie de tratado en que ninguna de las partes usarían las armas para entorpecer los intereses del otro. Otros presidentes quisieron intentar lo mismo, pero de manera privada, para respetar la privacidad de los involucrados. Belisario no escatimó si era reprochado por esta acción, pero intentó con resultados medianamente alentadores.

Del mismo modo, presentó varios conflictos con el también ex-presidente de Estados Unidos Ronald Reagan, con motivo del narcotráfico y la violencia ocasionada por este mismo tema. Álvarez sostuvo en su sesión en BBC que este ilustre personaje destaca por un alto sentido de tolerancia para enfrentarse a sus adversarios, que en oportunidades reiteradas quisieron manchar su nombre con infamias o atribuirle cargos de narcotráfico por su rencilla con Reagan.

Es bien conocido que las treguas que Betancur sostuvo con la guerrilla apenas duraron unos meses. Un incidente recordado en su gesta son los asesinatos ocurridos en el Palacio de Justicia, cuando el M-19 intervino para disuadir a Betancur. Este fue el inicio de muchos conflictos que él logró sortear con dificultad, pero que no entorpecieron su labor hasta esas instancias. Más de 100 personas perdieron la vida frente a la postura del M-19, que no mostraron ningún tipo de clemencia hasta ser atendidos por mandatario.

El Presidente, Iván Duque, lamentó lo sucedido con Betancur, ofreciendo en sus redes sociales palabras de condolencia para sus familiares y allegados.

Belisario Betancur antes de fallecer pidió perdón por todas las vidas que vieron partir en todo su trayecto presidencial, principalmente en la toma del Palacio de Justicia a través de una carta. Entre sus primeras líneas estipula «nunca pensé que esto iba a ocurrir» para referirse a las 100 personas y un poco más que murieron en el acto y otros desaparecieron con motivo de morir apartados de toda la civilización gracias a las persecuciones de la guerrilla.

Aún hay familiares en Colombia que nunca supieron sobre los restos de sus víctimas, ni un lugar para consolarse por esta pérdida. Pocas familias tuvieron el funesto privilegio de encontrar sus cuerpos.

La carta continúa con el siguiente enunciado, con palabras muy sentidas del ex-presidente por todo lo ocurrido, con palabras con grandes matices de tristeza:

«“Pasados tantos años y en el contexto de nuevas realidades desconocidas entonces, miro hacia atrás y veo que se debieron tomar aún mayores precauciones para preservar todas las vidas y para garantizar un mejor manejo del lugar de los hechos donde fueron vilmente sacrificados numerosos ciudadanos».

A continuación, otras biografías que podrían resultar beneficiosas para leer, con grandes personalidades que permanecen en el recuerdo de sus seguidores: